Espionaje a los familiares del ARA San Juan: las claves de la denuncia por la que está procesado Mauricio Macri

El expresidente Mauricio Macri fue procesado este miércoles por el juez federal de Dolores Martín Bava.  (Fuente: NA)
El expresidente Mauricio Macri fue procesado este miércoles por el juez federal de Dolores Martín Bava.

El expresidente Mauricio Macri fue procesado este miércoles por el juez federal de Dolores Martín Bava en el marco de la causa que lo investiga por presunto espionaje a familiares de los 44 tripulantes del submarino ARA San Juan, que se hundió en noviembre de 2017. 

La causa, por la que ya hay 11 procesados además del exmandatario, se inició en septiembre del 2020, con una denuncia que presentó la interventora de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI), Cristina Caamaño, ante la justicia federal de Mar del Plata.

Puntualmente, el juez Bava investiga las tareas de campo directas, infiltraciones, toma de fotografías y ciberpatrullaje que se realizaron desde la base de Mar del Plata para espiar al colectivo de familiares de los tripulantes del submarino ARA San Juan, que se hundió en noviembre de 2017. 

Tal como contó este diario, durante el gobierno de Mauricio Macri la AFI produjo informes sobre los siguientes sucesos:

  • Cuando se cumplieron los dos meses de la desaparición del submarino, el 15 de enero de 2018, se hizo una misa en la Base Naval de Mar del Plata. La AFI siguió a una hermana de un tripulante y también se infiltró entre un grupo de parientes que llevaron su reclamo al Concejo Deliberante de General Pueyrredón.
  • Un informe del 3 de febrero de 2018 da cuenta del seguimiento a cuatro mujeres, esposas o parejas de los submarinistas, para saber cuáles serían los planteos que harían en la reunión que tendrían tres días después con Macri.
  • El 10 de febrero de 2018, hubo seguimientos a una madre y a los familiares que llegaron a la residencia de Chapadmalal para dejarle una carta a Macri.
  • El 2 de abril de 2018, fotografiaron y buscaron en las redes sociales de una hermana y una compañera de un submarinista que fueron hasta el Golf Club de Mar del Plata para buscar hablar con Macri. Había un periodista marplatense, pero la AFI no se interesó por él. Eso prueba para el juez Bava que los espías estaban enfocados en el colectivo de familiares del ARA San Juan.
  • Siguieron y fotografiaron a quienes se congregaron en la Base Naval al cumplirse un año del hundimiento del San Juan.
  • En al menos otras diez oportunidades hubo seguimientos, según surge de 22 documentos aportados por Caamaño. Los informes sobre las movilizaciones comenzaron el 28 de diciembre de 2017.

La actitud de Macri frente a la causa 

Macri fue llamado a indagatoria el viernes 1 de octubre acusado de estar relacionado a supuestas maniobras de espionaje ilegal contra el colectivo de allegados a los tripulantes del submarino hundido en 2017. 

En ese momento, el abogado de Macri, Pablo Lanusse, dijoque «no se tolerará la utilización del caso con fines electorales ni políticos» y que Macri «convencido de su inocencia, habrá de presentarse oportunamente ante la Justicia». 

Sin embargo, el exmandatario se presentó recién el 28 de octubre tras su viaje por Miami, cuando no pudo declarar debido a que la Justicia no contaba con el relevamiento de secreto de inteligencia necesario para hacerlo.

Bava recién pudo indagarlo el 3 de noviembre, día en el que Macri se negó a declarar y presentó un escrito en el que aseguró que la imputación en su contra «no tiene pies ni cabeza, y solo encuentra explicación, tristemente, en el escenario electoral en el que nos encontramos».

Qué dijo la AFI

En su defensa, los exjefes de la AFI no negaron que las tareas se hayan realizado, pero buscaron una justificación: dijeron que eran parte de las tareas que la exSIDE hacía con la “avanzada presidencial”, es decir antes de que Macri llegara a un determinado lugar. 

Ninguno de los hechos relevados por la justicia federal de Mar del Plata inicialmente ni por la de Dolores permiten, sostiene Bava, decir que estaban ante una amenaza a la seguridad interior o a la defensa nacional. 

Este martes el juez procesó a dos altos jefes de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) macrista por el espionaje: Diego Dalmau Pereyra y Martín Coste. Ellos, quienes lideraban el área de Contrainteligencia, fueron procesados por la realización de tareas de inteligencia prohibidas por la ley en calidad de autores secundarios y por abuso de autoridad. 

Los reclamos de los familiares

Luis Tagliapietra, abogado querellante y familiar de una víctima del ARA San Juan, dijo que espera que el juez Martín Bava «analice y resuelva todo sin presiones» ante los pedidos de recusación del exmandatario contra el magistrado. 

«Lo peor que está pasando es la constante presión, mediática como política, sobre el juez, que implica un enorme grado de entorpecimiento, o intención de entorpecer la investigación. Confunden a la gente, ensucian permanente al juez y mienten», señaló.

«Mucha gente aún sufre la prisión preventiva por mucho menos de lo que hizo esta persona. El señor Macri se cree un ciudadano de otra categoría y nivel y está muy equivocado«, remarcó. 

La patrocinante de la mayor parte de los familiares de los tripulantes del submarino ARA San Juan, Valeria Carreras, indicó que hay tres discos con información sobre los movimientos de los familiares durante seis meses.

«Es lo que quedó dentro de esos discos, porque todo el contenido de la oficina de AFI  de Mar del Plata fue incinerada por orden de Buenos Aires. Esto se salvó porque estaba en otra dependencia; sabemos que es parcial, tiene un solo semestre», explicó.

Fuente: https://www.pagina12.com.ar/386478-espionaje-a-los-familiares-del-ara-san-juan-las-claves-de-la

Compartir: