«No hay un salto devaluatorio»

El ministro de Economía cenó con más de 300 empresarios en Chubut y dejó definiciones sobre la cuestión más caliente de la economía actual, el dólar. Confirmó que el Gobierno mantendrá la política cambiaria actual y aclaró que, aún ante presiones que vienen del 2020, no hubo saltos devaluatorios. “El año pasado, cuando la brecha cambiaria llegó a ser del 150 por ciento, había muchas voces diciendo que iba a haber un enorme salto devaluatorio. No sucedió”, expresó el ministro en una comida que compartió con empresarios y sindicalistas en el hotel Lucania Palazzo, de Comodoro Rivadavia. Allí estuvo acompañado por el ministro del Interior, Eduardo “Wado” De Pedro y el titular de la petrolera YPF, Pablo González.

“Nosotros tenemos la posibilidad de dar continuidad a la política cambiaria, y no tenemos ninguna duda al respecto (…) En un contexto electoral, hay quien quiere generar un ambiente de ansiedad, pero la única verdad es la realidad, y la realidad es que tenemos condiciones para sostener el camino que iniciamos y lo vamos a hacer”, aseveró Guzmán. En esa línea, aclaró además que “el Banco Central no ha perdido reservas. De hecho, las ha acumulado”.

También refirió el ministro a un diagnóstico general de la actividad y lo que viene en materia de crecimiento. En este sentido, la segunda definición fuerte que pronunció por primera vez el ministro es que la economía habría dejado de tener un crecimiento fuerte pero parcializado. “Hoy la economía argentina está transitando una sólida recuperación, que se ha vuelto mucho menos heterogénea que antes: todos los sectores de la actividad económica en la Argentina están creciendo”, dijo Guzmán, y agregó que “el PBI va a crecer alrededor del 9 por ciento este año, recuperando la mayor parte de la pérdida que se dio el año de pandemia”. Según fuentes a las que accedió Página I12, ese número podría ser mayor, pero el Gobierno pretende mostrar cautela a la hora de comunicarlo. Vale decir que, en 2020, año pleno de pandemia, la economía cayó 10 puntos, con una parte de arrastre del 2019. Por lo cual, si llegar a empatar, ya sería una recuperación más sustentable que un rebote.

En el convite, De Pedro también charló a fondo sobre el mediano plazo con los presentes, y González, de YPF, adelantó que esta semana se conocerán los resultados de la petrolera. “Venimos de un EBITDA de 1000 millones de dólares y probablemente estemos superando esa cifra en el tercer trimestre y logrando obtener ganancias”, expresó. La comida la armó el intendente de Comodoro, Juan Pablo Luque. Luego de la comida, algunos funcionarios visitaron un yacimiento de YPF en Chubut. Otro dato de color: De Pedro siguió viaje a Trelew, donde pasó buena parte del día. De esa localidad es intendente Adrián Maderna, que hace unas semanas quedó plasmado en las noticias por reclamo de obras a Nación.

Círculo Rojo y Estado

En el marco de la cena en Comodoro, el ministró apuntó que “es necesario que todos los factores de poder de la Argentina apoyen la estrategia y la propuesta de negociación para que tengamos condiciones que no ahoguen las posibilidades de darle continuidad al proceso virtuoso de recuperación económica de hoy”. Y aclaró que “nuestra visión es que el Estado debe jugar un rol central para generar una economía de mercado más virtuosa, tanto en la política macroeconómica como en la política productiva”.

A continuación, habló de actividad: “Hay políticas concretas que hoy están teniendo un efecto en la producción y en la inversión”, señaló, y consignó que “cuando en el futuro comparemos la foto de 2020 y la de 2021, los indicadores van a decir que el 2021 fue un año de progreso”.

Cambiando de tema, se refirió a la deuda. «Uno de los escollos que enfrentamos y hay que cambiar es el tema del endeudamiento. Es muy grave lo que se hizo. No se usó ni un solo dólar de los 45 mil millones que se tomaron para mejorar la capacidad productiva de nuestro país», dijo respecto al préstamo que tomó Cambiemos. Y agregó que «la oposición, cuando fue Gobierno, hizo el default de la deuda pública en pesos. Sería bueno que digan que nunca más habría que hacerlo». Concluyó así que «esto lo logramos sin afectar los derechos de los trabajadores. La recuperación de nuestra actividad tiene mucho que ver con el esfuerzo de nuestros trabajadores». 

Fuente: https://www.pagina12.com.ar/380738-no-hay-un-salto-devaluatorio

Compartir: