Condena a perpetua para el asesino de Cielo López

Alfredo Emilio Escobar, de 29 años, fue condenado este miércoles a prisión perpetua por el femicidio de Laura «Cielo» López», cometido en septiembre de 2019 en Neuquén y por el que un jurado popular ya lo había declarado culpable el 12 de noviembre último.

Por la mañana, Escobar fue sometido a una audiencia de cesura presidida por el juez de Garantías neuquino, Lucas Yancarelli, quien hizo lugar al pedido formulado por el fiscal de la causa, Juan Agustín García, al cual adhirió el abogado querellante Marcelo Henriksen Velazco. 

«Vamos a solicitar que al señor Escobar, se le aplique la única pena que corresponde por los delitos por los cuales fue declarado culpable, que es prisión perpetua», señaló el fiscal García durante la audiencia. «Debido al tipo de delito y el monto de pena establecido para los delitos, carece de sentido analizar si existen agravantes o atenuantes en la conducta del imputado y si igualmente lo hiciéramos, no encontramos ningún atenuante sino que son todas agravantes», indicó.

El 12 de noviembre último, un jurado popular declaró culpable a Escobar en un fallo unánime y tras solo 40 minutos de deliberación. «En nombre del pueblo encontramos culpable a Alfredo Emilio Escobar por el delito de abuso sexual con acceso carnal en concurso real con el delito de homicidio doblemente agravado por haber sido cometido para ocultar otro delito y procurar su impunidad y por haber mediado violencia de género», señaló el jurado popular en su pronunciamiento.

Para el fiscal García, cada uno de los hechos atribuidos al hombre «fue acreditado con prueba científica». De acuerdo a la hipótesis desarrollada por García, el femicidio sucedió en la madrugada del 13 de septiembre de 2019 después de que Escobar pasó a buscar a la víctima, de 18 años, por su casa y luego fueron hacia la suya, ubicada a unas 20 cuadras de distancia, en la ciudad neuquina de Plottier, donde él la violó.

El fiscal aseguró que «con el objetivo de lograr impunidad en torno a esa conducta, la agredió físicamente con un elemento en la cabeza que le provocó la muerte. Tras agonizar entre 2 a 4 horas, mutiló su cuerpo y se dirigió hacia la zona conocida como paraje China Muerta, donde arrojó las partes del cuerpo al río Limay, en un sector denominado Los Espigones».

Los restos de la joven fueron hallados dos días después por parte de pescadores que, inmediatamente, dieron aviso a la policía.

En su alegato durante el debate, el fiscal hizo una analogía de este caso con el de la adolescente Ángeles Rawson, víctima del portero Jorge Mangeri. «Recuerden –les dijo a los jurados– que Mangeri fue condenado por los mismos delitos que les estoy describiendo hoy contra Escobar».

Por su parte, el abogado querellante manifestó su conformidad con el fallo del jurado popular. «Lamentablemente esta es una práctica sociocultural que no se resuelve con el Código Penal, que requiere presupuesto para educar a niños y reeducar a jóvenes y adultos porque no me voy convencido porque el hecho es absolutamente macabro, se puede cometer y más de una vez puede quedar impune», señaló.

Y añadió: «Éste afortunadamente no quedó impune y una condena de prisión perpetua nos da tranquilidad a nivel comunitario, a la familia, pero no devuelve a la vida a nadie».

En tanto, el abogado defensor, Elio García, reafirmó el concepto de «presunción de inocencia» de Escobar al señalar «la inconsistencia de las pruebas» presentadas pero sin poder refutar los informes de los peritos forenses que incriminaron a su defendido.

El propio imputado intentó atenuar las pruebas presentadas por el Ministerio Público Fiscal con una declaración de media hora aproximadamente en la que acusó a un amigo –que le vendía cocaína– de ser el autor del crimen. «Yo esa noche estaba puesto», dijo en alusión a la supuesta ingesta de alcohol y droga, y afirmó: «Reconozco que soy culpable de haber lavado la sangre, de ocultar, pero yo no la maté».

El caso de Laura «Cielo» López tuvo una amplia repercusión en la región por la crueldad con la que actuó Escobar. En ese marco, este año la Legislatura de Neuquén, por iniciativa de la familia de la joven, aprobó la «Ley Cielo López» contra la violencia hacia la mujer. La norma establece la obligatoriedad de capacitar en la materia a estudiantes y docentes de todos los niveles del sistema educativo provincial.

Fuente: https://www.pagina12.com.ar/312368-condena-a-perpetua-para-el-asesino-de-cielo-lopez

Compartir: